EN LA ENTIDAD, ES MÁS ALTO EL SOBREPESO EN HOMBRES

En la actualidad, el exceso de peso (sobrepeso y obesidad) constituye uno de los problemas más importantes de salud en el mundo, dada su magnitud, la rapidez de su incremento y el efecto negativo que ejerce sobre la salud de la población que lo padece.
La importancia de hablar de sobrepeso y la obesidad radica en que son factores de riesgo para el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles, incluidas las cardiovasculares, la diabetes y el cáncer, además de que aumentan significativamente el riesgo de muerte prematura y el uso de los servicios de salud.
Según datos de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (ENSANUT) 2018, la prevalencia combinada de sobrepeso y obesidad pasó de 71.3% (en 2012) a 75.2% (en 2018); esto se traduce en que el 39.1% por ciento de la población presenta sobrepeso y un 36.1 por ciento obesidad. En nuestro país, más del 70 % de la población adulta tiene exceso de peso. La prevalencia de sobrepeso es más alta en hombres que, en mujeres, mientras que la prevalencia de obesidad es mayor en las mujeres que en los hombres.
El sobrepeso y la obesidad se definen como una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud. Y para sacar el índice de masa corporal (IMC) que es un indicador simple de la relación entre el peso y la talla que se utiliza frecuentemente para identificar el sobrepeso y la obesidad en los adultos. Se calcula dividiendo el peso de una persona en kilos por el cuadrado de su talla en metros (kg/m2).
En el caso de los adultos, la Organización Mundial de la Salud (OMS), define el sobrepeso y la obesidad como se indica a continuación: Sobrepeso: IMC igual o superior a 25, obesidad: IMC igual o superior a 30.
El índice de masa corporal proporciona la medida más útil del sobrepeso y la obesidad en la población, pues es la misma para ambos sexos y para los adultos de todas las edades.
Los hombres acuden con menos frecuencia a consulta médica, lo que puede generar una brecha en la detección oportuna de padecimientos prevenibles, controlables y curables, ya que más de la mitad de los padecimientos que aquejan a este sector, puede ser limitado mediante la práctica de estilos saludables de vida, así como un correcto chequeo médico de forma frecuente.

Dejar una contestacion